Ahorrar en el mercado es posible si aplicas estos 7 consejos

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Mercar es una tarea importante. Los productos que elijas comprar no sólo servirán para alimentar a tu familia. De tus decisiones de compra también depende el equilibrio del presupuesto de tu casa. Por eso, si eres la responsable del buen funcionamiento de tu hogar, procura planear tus compras. Así podrás ahorrar dinero a la hora de hacer mercado.

Para ahorrar primero hay que planificar

Cuando compras sin planificación te expones a adquirir productos que no necesitas. Podrías comprar cantidades de alimentos que tu familia no está en capacidad de consumir ni de almacenar. Asimismo, te aventuras a adquirir alimentos que no se ajustan a tu dieta ni a tus necesidades nutricionales.

En cambio, si planificas tus compras, podrás ahorrar tiempo, dinero y, por si fuera poco, favorecer tu salud.

Por supuesto que siempre habrá algún producto que te llame la atención al momento de la compra y, seguramente, lo llevarás a tu casa. Eso es normal. Lo que evita la planificación es que la situación se vuelva crítica y no sea solo un producto sino muchos alimentos los que quieras comprar por impulso.

El primer paso en la planificación de compras de alimentos es establecer cuánto dinero tienes para mercar. Puede que dispongas de una cantidad fija semanal, quincenal o mensual. Saber de cuánto dinero puedes disponer para mercar te ayudará. Podrás calcular cuántos alimentos y de cuáles rubros vas a adquirir.

Es una buena idea ir recopilando las listas de compras para el supermercado junto con la  tirilla de lo que ha costado. Así podrás tener referencias sobre lo que te va a costar la compra de tus alimentos en el futuro.

Otro paso previo a la planificación de tu mercado debe ser la revisión de la nevera. Hacer este ejercicio te permitirá tomar nota de aquellos alimentos que se te hayan ido acabando y que tienes previsto usar en la preparación de las próximas comidas.

A continuación, te ofrecemos 7 consejos para que puedas ahorrar dinero a la hora de hacer mercado.

Ahorrar en el mercado sí es posible aplicando estos 7 tips

1.     Haz una lista

Cuando acudes a tu tienda cercana con una lista, evitas improvisar y comprar mal. Por eso, mercar con la lista de los productos que necesitas es parte esencial de una estrategia para ahorrar. Pero no se trata de que hagas una lista por hacerla. Para que la lista sea una herramienta efectiva a la hora de mercar, debe adecuarse a tu menú. Una buena idea es hacerla cuando tengas lo que vayas a comer esa semana y no al revés.

Además, para que tu lista para mercar sea útil, organízala estratégicamente y llena tu carrito en ese orden.  Agrupa los alimentos en categorías según función de su forma de conservación: temperatura ambiente, refrigerado o congelado. Escoge primero los alimentos frescos, a continuación los refrigerados y, por último, los congelados. De esta manera evitarás romper la cadena del frío por mucho tiempo.

2.     Evalúa los precios

Suele haber diferencias de precio, incluso entre dos productos iguales y de la misma marca. Por esta razón, definitivamente otra forma de ahorrar en el mercado es comparar precios. Así podrás realizar tus compras de la manera más eficiente posible.

Además, en el mercado también existen muchas marcas para un mismo tipo de producto. Es decir, productos alimenticios con características un poco diferentes, pero que pueden cumplir con lo que estás buscando. Sólo los hallarás si investigas un poco y comparas su precio y calidad.

Comparar y evaluar los precios de los alimentos no tiene por qué convertirse en un tema difícil. Puedes acceder a la información en pocas búsquedas si visitas las páginas web del establecimiento de tu preferencia. También sería útil descargar aplicaciones especializadas en comparar precios de supermercados.

3.     Apuesta por marcas propias

El consumo de marcas propias, también conocidas como marcas libres o blancas, es una buena alternativa para ahorrar en el mercado. Los productos de esas líneas son alimentos fabricados por una empresa cuya marca es poco reconocida. Aunque también podrían ser elaborados por compañías muy reconocidas en el mercado de alimentos y otros rubros.  

En ocasiones puede ser mercancía que se etiqueta con una marca propiedad del propio establecimiento comercial que las vende. Existe la creencia de que estos productos son de menor calidad que los de las marcas líderes. Sin embargo, no tiene porqué ser así. Los fabricantes de estos artículos suelen ser empresas con conocimiento en el mercado y que ya tienen otros productos (Rendón, 2014). En consecuencia, su elaboración está respaldada por la experiencia industrial de compañías expertas en lo que fabrican. De manera que puedes sacar provecho a tu presupuesto si te llevas productos de marcas propias como alimentos frescos: carne o pollo; productos para el aseo personal o la higiene del hogar.

4.     Conviértete en una cazadora de rebajas y promociones

Las tiendas tienen rebajas en diferentes momentos. Para comprar con astucia y ahorrar debes mantenerte informada respecto a las ofertas que ofrece tu tienda de confianza. Puedes hacer esta investigación de manera fácil y rápida si consultas el catálogo del comercio disponible en su página web.

Ser una cazadora de ofertas y promociones efectiva implica ser precavida y evaluar los productos en rebaja que comprarás. A menudo, los supermercados presentan ofertas del tipo 3×2, descuentos en segundas unidades y productos en tamaño grande. Pero, no siempre esto te supondrá un ahorro. Antes de comprar un producto piensa en la regularidad con la que realmente lo necesitas y cuánto le gusta a tu familia.

5.     Evita los pasillos tentadores

Si vas a mercar enfocada en ahorrar, evita pasar por los pasillos con artículos que suponen una tentación para ti. Para lograrlo, sigue las indicaciones de lo hay en cada pasillo del supermercado. Así irás directo a comprar lo que necesitas y no añadirás productos a tu carro de compra que multipliquen tu gasto.

6.    No vayas a mercar con los niños

Es normal que tus hijos quieran ir a mercar contigo con la esperanza de que les compres algunas golosinas. No siempre es fácil decirles que no y como  terminas complaciéndolos. Pero todo gasto suma y si deseas ahorrar en el mercado, no lleves a tus niños tan seguido. Dejar a tus hijos en casa no te ayudará a ahorrar sumas importantes de dinero, pero te ayudará a minimizar gastos menores.

Para incluir a tus hijos en la rutina familiar de hacer mercado, pregúntales qué quieren agregar a la lista. Asegúrate de llevar a casa el producto elegido por ellos. 

7.     Evita mercar con hambre

No vayas a mercar antes de comer. Esta es una regla de oro para no gastar más de la cuenta y ahorrar. De lo contrario, la imaginación puede jugarte una mala pasada. Puedes empezar a considerar que los productos que ves son un manjar perfecto para tu almuerzo.

Esto ocurre al ver los alimentos bien presentados, con una buena iluminación y una estética que los hace apetecibles. Entonces se disparan los niveles de dopamina: el neurotransmisor asociado con los estados de bienestar, tranquilidad y felicidad. El resultado es que querrás comprar de todo (Morales, 2015).

 

Mercar es una tarea tan cotidiana que muchas veces se realiza de forma automática. Sin embargo, esta actividad podría tener consecuencias importantes en el presupuesto y la vida familiar, si no la haces bien. Por ejemplo, si excedes el presupuesto que has destinado para mercar y no compras lo necesario. En ese caso, la calidad de vida de tu familia estaría en riesgo; podría tener que someterse a una dieta deficitaria. En cambio, si planificas bien tus compras no solo lograrás ahorrar. También podrías contribuir al bienestar de tu núcleo familiar desde por lo menos dos perspectivas. Evidentemente la primera es la económica. La otra se refiere a la salud. Si planificas la compra de productos para preparar un menú saludable, contribuirás con el bienestar físico de tus seres queridos.

Referencias Bibliográficas

Morales, T. (25 de febrero de 2015). El más listo del súper: 9 claves para ahorrar. ElPaís. Recuperado de https://elpais.com/elpais/2015/02/24/buenavida/1424781594_110344.html

Pichardo, P. (10 DE MARZO 2020). 15 Maneras de Ahorrar en la Compra del Supermercado. Midinero. Recuperado de https://revistamidinero.com.do/ahorrar-en-el-supermercado/

Redacción La Opinion. (5 de enero de 2020). Cómo evaluar tu gasto semanal en alimentos y lograr ahorrar eficientemente. La Opinion.com. Recuperado de https://laopinion.com/2020/01/05/como-evaluar-tu-gasto-semanal-en-alimentos-y-lograr-ahorrar-eficientemente/

Redacción Cromos. (8 de mayo de 2018). Diez ideas para hacer mercado con tus hijos. El Espectador. Recuperado de https://www.elespectador.com/cromos/estilo-de-vida/diez-ideas-para-hacer-mercado-con-tus-hijos/

Redacción de Buena Vida. (1 de febrero de 2015). Ideas para ahorrar en la compra de comestibles. Prensalibrecom. Recuperado de https://www.prensalibre.com/vida/gastos-comida-alimentos-supermercado-compras-finanzas-ahorro-productos-presupuestos-gastos_0_1294670625/

Rendón, J. (09 de octubre de 2014).Marcas propias, una buena forma de ahorrar. El Economista. Recuperado de https://www.eleconomista.com.mx/finanzaspersonales/Marcas-propias-una-buena-forma-de-ahorrar-20141009-0200.html

PRODUCTOS RECOMENDADOS

POR SOLO

Fríjol Del Costal Bola Roja x 500 g.

$ 3.190

GRAMO A: $6.38

POR SOLO

Arroz Del Costal x 500 g. x 25 un.

$ 32.990

GRAMO A: $2.63

POR SOLO

Aceite de girasol Sonelo x 3000 ml.

$ 18.990

MILILITRO A: $6.33

POR SOLO

Pasta Spaghetti Arrivare x 500 g.

$ 2.490

GRAMO A: $4.98

Explora otros contenidos interesantes